cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




1 de mayo de 2012

Entre la casa y el vacío





No voy a impedir que el agua me llegue hasta la nuca
impedir que la noche dé dos pasos
al frente y otro hacia el camino del borde
-el tercero-

porque entre la casa y el vacío
las bestian rondan las luces


los ojos entre las manos
me empujan a morir
después de muertos.





No hay comentarios: