cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




19 de junio de 2012

Casi amanece




Casi amanece, son las cinco
puedo escuchar el ruido de la luna
escondiendo sus ojos en los tuyos.

No hay gorriones cantando
la noche es el ensueño transparente
de la luz en su ausencia
de tu boca en mis labios.

Casi amanece
una sombra será mi alba
me teñirá de blanco.




1 comentario:

ANTIQVA dijo...

Cuando alguien me contó que la luna le suele robar a las mujeres el blanco de los ojos, senti cierto miedo...

Un abrazo, Ío