cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




8 de diciembre de 2012

Sedimento




El ruido del oleaje cabalga el ocaso
con mis dedos pensando en ti,
íntimo me acerca hasta el ombligo
el agua de la noche y de tu voz.
Un arroyo asciende con su canto en agonía
desde el temblor de tu lengua
a la marea profunda de mi piel.



No hay comentarios: