cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




11 de octubre de 2013

Sólo




Reúne en tus labios sólo lo que tus ojos puedan ver.
Ahí dentro está la caricia
la pálida espera del bosque retenido
en la caótica soledad
de su sombra de fuego.




6 comentarios:

ANTIQVA dijo...

Oye, que estoy confuso... Que no te entiendo... Explicamelo...

Pero hazlo bajito, no sea que la gente se entere de mi opacidad...

Un abrazo fuerte, Ío

ANTIQVA dijo...

Nada...

Que volví a leerlo y no lo entiendo...

Je,je,je...

Creo que o estoy de un simplón inmenso o estás tú enloqueciendo...

Je,je,je

Otro abrazo, amiga

ANTIQVA dijo...

Ay, Señor... Que van a pensar de mi los que vengan despues y lean esto...

Ío dijo...


Bueno, es que los poemas no se deben explicar, Antiqva.
Sería como sacarle las tripas y eso, si sucede, debe hacerlo el lector, porque el poema se hace suyo cuando lo lee.
Nunca quien lo escribe ha de decir qué escribió, no le concierne a él, creo.[hablo de poesía, no de prosa]
Un poema tiene tantos significados como lectores.
No niego estar enloqueciendo. o estarlo ya.
Gracias, amigo mío.
Abrazos para ti, y buen día.

m.

Julie Sopetrán dijo...

Existe una línea divisoria entre locura y poesía: el loco no sabe lo que dice, el poeta sí. El lector, es sólo un "caso clínico".

Ío dijo...


Gracias, Julie.
Un abrazo, :)

m.