cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




4 de diciembre de 2013

Tocar la luz



Quiero morirme, digo.
Y no poder decir la luz.
Quiero nunca decir.
No quiero decir muerta
sino morir, decirla.
Decirla a oscuras, y tocar.
Decirla y al morir matarme.
Decirme en una sombra
llena de cuervos y escribir
y decir cuervo y sólo cuervo
y decirme y saberme muerta
y morirme de ti
mi luz.