cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




18 de febrero de 2014

No preguntes por mí si estoy ausente



No preguntes por mí si estoy ausente
en lugares de frío y amapolas,
escondida en el llanto de las violas
viendo pasar la vida en el relente.

No preguntes, no esperes de repente
un susurro de bellas caracolas,
la nostalgia me arrastra con sus olas
a través de la niebla en la rompiente.

En este laberinto de universos
mi voz es una nube inesperada,
se va con el crepúsculo en su aliento
en busca de tu boca y de los versos
siempre oscuros y tristes, será viento
en la sombría noche desangrada.


~soneto~

No hay comentarios: