cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




26 de abril de 2014

El estado irreal



El estado irreal de tu cabeza
seccionada del cuerpo por el tajo
del filo de mi acero, duerme bajo
la sombra de mi nuca. Con tristeza
miro tus ojos turbios, su belleza
se resume en el frío del badajo
que toca la campana, y es andrajo
mi propia boca mientras llora y reza.

Busco un ave en tus labios, una viva,
que me vista con alas la cintura
y no me deje a solas con el verso.

Busco, ya lo sé, sueños en deriva,
tú estás muerto y yo loca en mi locura
describo con tu herida mi universo.


~soneto~


No hay comentarios: