cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




11 de junio de 2014

Se te olvida mirar



Se te olvida mirar en los cajones
de arriba, donde guardas el salero
y los otros enseres.
Exactamente tu cabeza
es lo que estás buscando entre las ropas
que cuelgan como trapos de quitar
el polvo. Tu cabeza no está allí.

Has pensado acercarte a la ranura,
poner tus ojos dentro de ella y sabes,
sin mirar, la apariencia de la tarde
por su sonido de boca cerrada.

Escoges el azar para vestirte,
mejor algo desnudo que no sepa
distinguir los colores de los sueños
ni la puntualidad de la caricia
cuando la noche sea lo más próximo
a tu piel de mujer.





No hay comentarios: