cabecera
















¿Acaso en verdad se vive en la tierra?

No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.
Aunque sea jade, se rompe.
Aunque sea oro, se hiende,
y el plumaje de quetzal se quiebra.
No para siempre en la tierra,
solamente un poco aquí.

Netzahualcóyotl de Texcoco




18 de diciembre de 2016

la sed

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                         
                                                                                                                                                                    
                                                                                                                                                                    


A las cuatro de la madrugada la sed sale del sueño y sonámbula me da su mano para llevarme a beber agua.
Es entonces cuando me sorprendo dormida con la boca todavía reseca y los labios sedientos.
Así descubro el asombro: esa sed es otra y sé que sólo se sacia si continúo soñando y bebo del agua del sueño de tu cuerpo.







No hay comentarios: